Lecciones de comunicación, por la dra. Graciela Peyrú

Códigos emocionales
Alegría, tristeza y otras muchas emociones se comunican con el cuerpo.

Los cambios de humor están relacionados con señales afectivas que recibimos o enviamos de otros significativos.
Señales poderosas son emitidas principalmente por el cuerpo:
1. por el tono de voz
2. por la mirada
3. por la tensión de nuestros músculos
4. por la actitud de todo el cuerpo

Nuestros decodificadores cerebrales captan, casi todo el tiempo que pasamos en relación, estas señales que nos emiten las emociones mediante el cuerpo del otro. Lo hacemos de modo automático y sin prestar atención.
Cuando estamos en una situación de conflicto o frente a un riesgo, nuestros sentidos se agudizan y captan hasta las señales mas pequeñas, ínfimas.
Cuando nos angustiamos podemos captar con error aquello que el otro está transmitiendo.
La otra persona no siempre tiene conciencia de sus emociones y puede desconcertarse e incluso no aceptar lo que estamos entendiendo de sus señales. Numerosas discusiones, peleas y hasta rupturas de relaciones pueden originarse en desencuentros entre las señales que emite y entiende cada uno.
Cuando resulta posible y frente a los posibles malentendidos, es útil esperara un tiempo y aclarar respetuosamente que entendió cada uno de lo que estaba pasando. Ese nivel de conversación se llama nivel meta, por la metacomunicación o comunicación acerca de la comunicación.
En muchas ocasiones el nivel meta resulta muy útil para clarificar malentendidos. Cuando queda instalado como único nivel de interacción resulta muy pesado = aclaración + aclaración + aclaración, porque sustituye el nivel directo que es mas grato y afectuoso.

No nos merecemos ser maltratados y necesitamos aprender que hay otras formas en que podrían tratarnos. Si no podemos arreglarlo con nuestro ser querido a pesar de los múltiples intentos, tal vez debamos hablar con un especialista.

Si estás triste, no te encierres ni te aisles. Tratá de decírselo a algunos de tus amigos, tus compañeros de trabajo, tus vecinos y armá una pequeña red de contención alrededor tuyo. El afecto es la mejor medicina…
Nuestro teléfono 4831.2121, para consultas psicológicas, está atendido únicamente por especialistas. Lunes a viernes a partir de las 12:00. Es una de nuestras tareas al servicio de la comunidad.


Related posts:

Síndrome Post fin de semana largo
El jugador compulsivo y su esclavitud
Terapias grupales

Comentarios